TOP 10 Cinéfilo del 2013

10.- Rush – Ron Howard [ Nuestro primer encuentro con el mundo ]

Rush

El año pasado abrimos esta misma sección refiriéndonos a Los Vengadores como la película que rescató del olvido al buen cine comercial de entretenimiento. Este año presentamos al último trabajo de ficción firmado por Ron Howard como una de las más importantes producciones hollywoodienses anuales concernientes al Nuevo Cine del Siglo XXI. Como es habitual en la corriente, en Rush encontramos un trabajo dirigido por un cineasta de inesperado resurgimiento tras una larga lista de propuestas poco convincentes. Pero este no es el único hecho que nos conduce a catalogar al film que nos ocupa como una pieza más de la mencionada corriente. Se trata de una película desarrollada con entera seriedad y protagonizada por dos personajes que nada tienen que ver con los característicos títeres prefabricados a los que tan acostumbrados nos tenia Hollywood. En resumen, hablamos de una película protagonizada por seres humanos con sus virtudes y sus defectos.

Ron Howard nos presenta un relato de rivalidades tremendamente bien perfilado, uno en donde encontramos a dos personajes sedientos de victoria que jamás dan ninguna muestra de intentar caer bien. La unión del buen trabajo de Peter Morgan como guionista a un igualmente espléndido trabajo en el montaje ofrecido por Daniel P. Hanley (montador habitual de Howard) se convierten en la receta perfecta para lograr una película de tempo vertiginoso y de increíble agilidad narrativa. Una película que además plasma maravillosamente una enfermiza rivalidad sin tomar partido ni juzgar las acciones de sus personajes. Lo que tenemos ante nosotros es una interesantísima pieza de entretenimiento caracterizada por una frenética agilidad y su buena descripción de personajes. En resumen, la película de Ron Howard, ayudada por el sello característico del Nuevo Cine del Siglo XXI, nos da uno de nuestros primeros aprendizajes de la vida: la competición por destacar; la necesidad de afirmar nuestra identidad y de buscarnos un hueco en el mundo.

9.- Jack Reacher – Christopher McQuarrie [ Nuestra toma de conciencia ]

Efectos colaterales del regreso de la calidad

Si Rush nos dio uno de los primeros aprendizajes vitales de la existencia mediante un entretenido cuento de competiciones, en Jack Reacher nos encontramos ante el duro choque con la realidad: el descubrimiento de las injusticias de la vida y nuestro intento de combatirlas. El protagonista de la última película de Christopher McQuarrie intenta constantemente aunar su pretensión de esquivar las convenciones sociales con su intención de cambiarlas. En pocas palabras, tenemos ante nosotros un reconocible sueño de infancia: el de poseer los poderes necesarios para convertirnos en defensores del bien. Ya no se trata únicamente de reivindicar nuestra posición en el mundo, sino también de manifestar nuestro sentido de la justicia. El trabajo de Ron Howard presentaba a dos personajes cuya lucha podía definirse como un intento constante de construir su entorno, de sacar a relucir las habilidades personales para acercarse al mundo real. Ahora es el mundo real el que se acerca a nosotros obligándonos a dar una respuesta a sus injusticias.

También dijimos sobre Rush que estábamos ante una película cuyo montaje y buen guión lograban un exquisito trabajo de acabado sólido y convincente. En el caso de Jack Reacher encontramos una producción cuya brillantez ya no se encuentra únicamente en su acabado, sino en cada una de las escenas que lo conforman. Los diálogos de los personajes, la construcción de las secuencias, la actuación de los actores (sí, también la de Tom Cruise, por increíble que parezca), la definición de cada personaje… Todo ello está cuidadosamente medido para darnos una espléndida deconstrucción de los rasgos que caracterizan una buena película de acción. Con Rush encontramos los primeros rasgos de un infante que aprende a caminar y a hablar para darnos las primeras muestras de un discurso coherente. Ahora estamos ante la maduración de este infante, su solidificación en tanto que humano pensante y su confirmación como persona entrada a la mayoría de edad. Podemos palpar cada uno de sus músculos e identificar cada rasgo de su definida personalidad.

8.- La caza – Thomas Vinterberg [ Nuestro primer choque con la realidad ]

 la caza 2

Hay ocasiones en las que nuestra indignación hacia ciertas injusticias actúa como motivador para convertirnos en activistas en favor de la justicia, como descubrimos en el caso de Jack Reacher. Sin embargo, también existen casos en los que es este rincón oscuro de la realidad el que viene a nuestro encuentro, e incluso a veces puede poseer la fuerza suficiente para dejarnos fuera de juego. Esto es lo que encontramos en La caza, película de Thomas Vinterverg que convierte la injusticia social que Christopher McQuarrie usaba como contexto en el absoluto protagonista de su película. Como dijimos, Jack Reacher respondía a la injusticia social en señal de desaprobación hacía esta parte oscura de la realidad. Sin embargo, el protagonista de La Caza debe enfrentarse a ella no en señal de desaprobación sino en defensa de su propia existencia; pues ahora nos encontramos por primera vez ante una víctima directa. En Rush reivindicamos nuestra llegada, en Jack Reacher descubrimos la injusticia y en La caza recibimos una dura lección sobre nuestras limitaciones ante la misma.

Si Tom Cruise protagonizaba una película cuidada hasta el último detalle y formada por un seguido de factores que hacían de ella un trabajo de personalidad sólida, Mads Mikkelsen se encuentra en medio de una tormenta de injusticias cimentada por la dura fuerza de la realidad, que desarticula cada uno de los aspectos que tan cuidadosamente fueron colocados para formar dicha personalidad. De ahí que la película de Vinterverg tenga un formato menos sólido y más diluido, más centrado en reflejar el humo contagioso de prejuicios contra el que se enfrenta el protagonista. En Jack Reacher descubrimos a un infante que llegaba a la mayoría de edad. Ahora contemplamos la primera desilusión de este adulto, su primer contacto directo con una de las injusticias a las que anteriormente atacaba de forma indirecta. Ahora estamos ante una persona adulta que ha perdido parte de su solidez, que ha quedado debilitada por causa de su primer enfrentamiento a una injusticia real.

7.- La vida secreta de Wallter Mitty – Ben Stiller [ Pongámonos de pie tras la caída ]

la vida secreta

Aún así, no todo está perdido. Ni siquiera cuando el mundo entero parece conspirar para cerrarnos las puertas hacia la felicidad. Es inevitable topar con situaciones ante las que nada podemos hacer, situaciones que, en definitiva, no estamos capacitados para cambiar. Pero sí podemos cambiar nosotros. Así lo demuestra Ben Stiller en La vida secreta de Wallter Mitty, una película que plantea “el viaje” como una de las soluciones más efectivas que jamás hayan existido para salir de una situación desesperada. Si La caza presentaba un pequeño pueblo como el caldo de cultivo de vibraciones negativas, la nueva película de director de Tropic Thunder presenta el mundo entero como medicina saneadora, como el camino auténtico para realizar un viaje introspectivo capaz de devolvernos las ganas de vivir. Así, Wallter Mitty es un adulto rodeado de agobio, absorbido por un mal colectivo capaz de dilucidar el placer de la existencia. Algo parecido a lo que le sucedía a Lucas en La caza. Pero Stiller plantea una solución tan efectiva como realista: el poner por delante de los problemas col·lectivos el replanteamiento de la propia personalidad, la indagación en nuestro propio ser para crear nuestra felicidad.

En La Caza encontramos una película oscura y claustrofóbica, repleta de estímulos negativos nacidos de una malsana vivencia en clausura. En La vida secreta de Wallter Mitty descubrimos una película bañada por los colores de una vida vivida mucho más allá de nuestras raíces, en donde el conocimiento y las experiencias actúan como gasolina del bienestar. Por este motivo, la nueva película de Ben Stiller vuelve a estar repleta de detalles, de música y de personajes tan curiosos como interesantes, y también de la solidez que caracteriza el acto de recuperar la fe hacia uno mismo, y hacia la vida en general. Tras sentir el agudo dolor provocado por el fuerte impacto de una caída en La Caza, en La vida Secreta de Wallter Mitty experimentamos el agradable placer de volvernos a levantar, el renacimiento de la alegría y de las ganas de dar forma a nuestra existencia. Encontramos, en definitiva, nuestra primera experiencia en el apartado del aprendizaje.

6.- Inside Lewin Davis – Joel y Ethan Coen [ Descubrir nuestro camino ]

inside lewin davis

Una vez recuperada la confianza en nosotros mismos, chocamos con una de las importantes necesidades de la vida: decidir el camino a seguir. Hemos manifestado nuestra existencia, nos hemos mostrado contrarios a las injusticias de la vida, hemos chocado contra una de ellas y nos hemos vuelto a levantar. Es hora de emprender nuestro propio camino sin tener garantía alguna de éxito. De esto nos habla, precisamente, Inside Lewin Davis, la nueva película de los hermanos Coen. En ella encontramos a un ordinario personaje decidido a dedicar su vida a la música, capaz de cruzar medio país en auto-stop para presentar su proyecto a un productor musical. Pero, desafortunadamente, ni el talento ni el convencimiento son garantías el éxito. También forma parte de nuestro aprendizaje el descubrir que nuestras intenciones no siempre coinciden con las necesidades del mundo. Y forma parte también de nuestra maduración el asumir que, sin que ello sea motivo de desánimo, no todos los sueños se cumplen (al menos no al cien por cien).

Con todo, estamos ante una película que cuenta con los detalles y estímulos positivos de la vida (los que descubrimos en La vida secreta de Wallter Mitty) pero que también arrastra el peso de la conciencia, el cansancio de la insistencia y la ambigüedad de las conclusiones que no son ni positivas ni negativas. Por este motivo, Inside Lewin Davis cimienta sus pilares en una sólida construcción de personajes que poseen vida propia e intereses personales, claramente independientes a los movimientos y acciones del protagonista. También encontramos en ella, y por el mismo motivo, personajes estrambóticos de carácter imprevisible y extrañas situaciones que rozan el surrealismo; que poco o nada tienen que ver con el camino que pretende trazar el personaje principal. Así pues, una vez el infante se ha recuperado de su primer choque con la realidad, es el momento de emprender su camino particular y de asumir que, le guste o no, habrá ocasiones en las que tendrá éxito y otras en las que no lo tendrá.

5 .- De tal padre, tal hijo – Hirokazu Koreeda [ Cuestionando nuestras raíces ]

Like-Father-Like-Son1-e1385037402913

Cuando ya hemos emprendido el camino elegido, llega a nosotros la eterna pregunta: ¿quienes somos en realidad? ¿De donde venimos? Preguntas cuya respuesta conocemos a grandes rasgos, pero que poseen un contenido mucho más complejo de lo que en un principio nos planteamos. ¿Qué había antes de nosotros? ¿En que circunstancias llegamos al mundo y cuales fueron los motivadores de nuestra llegada? ¿Qué importancia tiene la sangre que corre dentro de nuestras venas? ¿Y qué es más determinante, nuestra sangre o el entorno en el que hemos crecido? Todas estas preguntas forman el hilo argumental del último trabajo de Hirokazu Koreeda, De tal padre tal hijo. Dos parejas son informadas de que el hospital en el que dieron a luz cometió un error al entregarles los respectivos recién nacidos: les entregaron un bebe que no era hijo suyo. ¿Hasta que punto un hecho como este puede desdibujar el parentesco que se ha tejido entre padres e hijo a lo largo del crecimiento de estos últimos?

El nuevo trabajo de Koreeda posee un chasis impregnado del colorido formato de La vida secreta de Wallter Mitty, pero también contiene la pesada conciencia de realidad de Inside Lewin Davis. El acabado puede definirse como un suculento contraste entre ambos conceptos, que transmite cierta sensación agridulce. En pocas palabras, De tal padre, tal hijo es una película narrada con ternura y respeto; pero la ligereza con la que se desenvuelve esconde un espeso contenido que el espectador va digiriendo poco a poco, incluso después de finalizar el visionado. En este sentido, el film de Koreeda refleja a la perfección este sentimiento repleto de contradicciones que conforma el amor hacia la familia. La sensación que nos deja es que al personaje que cargaba con el espeso peso de conciencia en Inside Lewin Davis se le ha facilitado un propulsor que se alimenta del amor familiar, algo que ahora le permite desplazarse con facilidad en medio de este territorio espeso. En resumen, una vez el infante ha escogido su propio camino, debe volver la vista hacia atrás en busca de sus propias raíces.

4.- La vida de Adèle – Abdellatif Kechiche [ El amor más allá de la familia ]

Blue-Is-the-Warmest-Color-Assista-ao-novo-trailer-do-filme-00

Me parece casi innecesario señalar que el descubrimiento del amor es un importantísimo episodio en el proceso de conocerse a uno mismo; un episodio fuertemente vinculado con uno de los personajes principales de la película Abdellatif Kechiche: el sexo. Una vez explorado el receptáculo en el que se encuentran nuestras raíces, llega el momento de explorarse a uno mismo, de conocer los estímulos corporales y poner a prueba su relación con nuestro apartado psíquico. Es habitual que este acto se traduzca en un intento de reproducir los estímulos experimentados en la infancia con el compañero o compañera de viaje elegido. Y así, la protagonista de La vida de Adèle busca su propia felicidad depositando toda su capacidad de amar en su compañera Emma. Se trata de un curioso juego de equilibrios entre el cariño y la pasión. Hasta que toda su vida queda reducida al pequeño mundo que ambas han construido, cayendo en la clásica trampa de llegar a perder el amor propio en un malentendido acto de amor.

La vida de Adéle contiene el contraste entre ligereza narrativa y espesor dramática que también encontramos en De tal padre, tal hijo, pues ambas películas comparten este aroma agridulce que desprende el amor extremo y sincero. La única diferencia entre ellas es que la película de Koreeda lo muestra en forma de amor paternal y la de Kechiche en forma de amor pasional; este amor que se materializa cuando se da el intento de recuperar la felicidad de infancia con la pareja. Pero si De tal padre, tal hijo presentaba una situación en la que el amor tomaba el aspecto de concepto irrompible, en La vida de Adèle encontramos una experiencia en la que la fuerza de la pasión no es proporcional a su solidez; es decir, a diferencia de la que nos presentó Koreeda, esta experiencia no puede definirse como el amor incondicional. Este es, en realidad, el tema principal de La vida de Adèle: el duro golpe que supone descubrir que, a diferencia del amor incondicional que recibimos de nuestros padres, el amor entre parejas puede romperse.

3.- 12 años de esclavitud – Steve McQueen [ …y llega el momento de defendernos ]

12-años-de-esclavitud-e1386787513935

Cuando ya hemos definido nuestras raíces, decidido el camino a seguir, descubierto el amor pasional y experimentado en primera persona las injusticias sociales, es el momento de armarse con todo lo aprendido para usarlo como escudo ante los momentos más bajos. Al protagonista de 12 años de esclavitud le ha tocado vivir a mitad del siglo XIX siendo un músico de raíces negras. Aún así, Solomon es un hombre libre, felizmente casado y tiene un par de hijas. Sin embargo, la libertad le es arrebatada del día a la mañana cuando inesperadamente es víctima de un secuestro. A partir de este momento, Solomon deberá resignarse a vivir como un esclavo, olvidar su vida en libertad y acostumbrarse a soportar infinidad de injusticias que hasta el momento solo había visto de lejos. Algo que podrá soportar únicamente gracias a la solidez de su personalidad y a los nítidos recuerdos de una vida mejor. Así, para hacer más soportable la situación, Solomon recurrirá a los recuerdos de su familia y al amor que siente hacia la misma, como también a su innato talento musical e incluso a un esporádico arrebato de amor pasional.

Lo que encontramos, pues, es una película protagonizada por un personaje excelentemente construido, provisto de las experiencias a las que también se enfrontaron los personajes anteriormente mencionados. Es por eso que 12 años de esclavitud contiene los fuertes pilares cimentados en la construcción de personajes que caracterizaban Inside Lewin Davis, pero también nos muestra un tierno amor familiar muy parecido al que descubrimos en De tal padre, tal hijo. Del mismo modo comparte con La vida secreta de Wallter Mitty su optimista discurso en favor de la esperanza, igual que coincide con La caza en su crudeza a la hora de presentar una situación tan injusta como difícil de afrontar. El resultado es una película de fuerte personalidad en donde el autor destaca por saber imprimir su reconocible sello en una película impregnada de múltiples sensaciones. Tenemos, pues, a un personaje de edad madura cuya fortaleza interna es puesta a prueba en una brutal experiencia; una experiencia que él sólo deberá superar mediante la puesta en práctica de todo lo aprendido durante su crecimiento. Y a pesar de todas las injusticias (nos dice Steve McQueen) la victoria es posible.

2.- Nymphomaniac (Vol. 1) – Lars von Trier [ Nuestro primer contacto con las tentaciones ]

lars

Cuando nuestro personaje llega a la madurez, aparece en su vida un nuevo concepto: el de los vicios. Uno de ellos es, como todos sabemos, la adicción al sexo. Una adicción que, a pesar de en ocasiones ser considerada patológica, Lars von Trier nos la presenta como una situación a la que tal vez se haya llegado progresivamente o que tal vez esté en nosotros desde el nacimiento. En la historia que descubrimos en Nymphomaniac planea una pregunta: ¿es posible que sea precisamente al darle nombre cuando la enfermedad cobra vida? Como si nuestro personaje llegara, mediante un seguido de acontecimientos sucesivos, a una situación en la que su vida dependiera exclusivamente del sexo. Es fácil observar cómo todos los acontecimientos que se suceden en la vida de Joe empujan a dicho personaje a buscar su propio refugio en el sexo. Como si después de haber descubierto el sexo (La vida de Adèle), indagado en sus raíces mediante las conversaciones con su padre (De tal padre, tal hijo), inventado una posición social (Inside Lewin Davis) a través de sus (supuestas) cualidades como mujer y tras descubrir el aspecto más oscuro de la vida (12 años de esclavitud) al llegarle la muerte a su padre, el único antídoto posible fuera el sexo.

De ahí que en Nymphomaniac encontremos la frialdad de 12 años de esclavitud (pues en ambos casos hablamos de una vida que choca con injusticias causadas por fuerzas mayores), la ligereza y agilidad argumental que caracterizaba La vida secreta de Wallter Mitty (película con la que comparte la exploración de uno mismo mediante la acumulación de experiencias), los personajes estrambóticos y casi surrealistas que encontramos en Inside Lewin Davis (recordemos que entre el cúmulo de experiencias que conducen a Joe a la ninfomanía está el conocimiento de ciertas personas un tanto indeseables) e incluso el entrañable amor paternal que descubrimos en De tal padre, tal hijo (no olvidemos que la repentina pérdida de su padre representa uno de los importantes acontecimientos que definen la fría personalidad de Joe). De modo que, una vez entrado en la edad madura, a nuestro personaje se le plantea la posibilidad de sucumbir al mundo de los vicios; y el caso es que, por diversos motivos, cae en ellos.

1.- Amour – Michael Haneke [ Y finalmente… ]

emmanuelle-riva-amour-love

Experiencia tras experiencia, y como es inevitable, nuestro personaje llega a la vejez. Es entonces cuando debe enfrentarse al reto más difícil de todos: afrontar su propia soledad, aceptar todos sus logros y vivencias como parte del pasado y, en muchos casos, topar con la progresiva degradación del propio cuerpo. Salta a la vista que el día a día de los protagonistas de Amour arrastra el peso de toda una vida, provista de incontables experiencias. En sus rostros vemos reflejados todo tipo de acontecimientos, así como también la existencia de una familia que en su momento llenó de amor sus vidas (De tal padre, tal hijo) y la elección de un camino profesional que determinó su estilo de vida (como sucedía en Inside Lewin Davis). También ha habido cabida para los momentos de desolación (La caza) y el descubrimiento del amor entre parejas (La vida de Adèle), y todas estas experiencias son las responsables de su cansado rostro; lleno de recuerdos y de sentimientos ya maduros.

Por eso el último trabajo de Michael Haneke se caracteriza especialmente por la solidez con que está construido, habiendo en él cabida para momentos de ternura, momentos de humor (aunque muy sutil) y, especialmente, momentos dramáticos. Amour posee la fuerte personalidad de La caza (comparte con ella los momentos de impotencia ante situaciones que no dependen de nosotros) y también el desenfado de Inside Lewin Davis (ambas películas tienen en común este objetivo punto de vista hacia los acontecimientos de la vida). También destaca en ella la solida personalidad que ya descubrimos en 12 años de esclavitud; una personalidad capaz de dirigir la historia narrada hacia el terreno deseado, para desplegar con elegancia una tesis que no resulta ni optimista ni pesimista. Pues en realidad, Amour no es otra cosa que la tierna historia de amor entre dos personajes de edad avanzada que logran afrontar una situación tan trágica como inevitable mediante el apoyo que se dan mútuamente. En definitiva, una excelente película que recoge lo mejor del buen cine para lograr una indiscutible obra maestra.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s